La extinción del incendio del Montgó fue un caos según informe ministerial

Redacción  | REA nº 17 | Publicado en Marzo de 2015

Un informe elaborado por técnicos del Ministerio de Medio Ambiente confirma el caos del pasado 11 de septiembre en las tareas de extinción del pavoroso incendio que arrasó 444 hectáreas en el parque natural del Montgó, en Dénia y Xàbia. Especialmente, en lo que se refiere a dos aspectos que fueron claves aquel día para atajar las llamas: los medios aéreos y el envío del Ejército.

planes02

El informe del Gobierno Central no sólo da la razón al alcalde de Xàbia, el socialista José Chulvi, que muy poco tiempo después del siniestro ya había advertido del rosario de fallos que se produjeron; sino que abre además una controversia entre dos administraciones, toda vez que los técnicos del ministerio culpan de lo sucedido a la Generalitat, y a su servicio de emergencia, el 112, al que acusan de desatender sus recomendaciones, tardar una hora en solicitar el envío de aviones e incluso no ponerse al teléfono cuando desde Madrid se intentaban coordinar las diversas actuaciones mientras el Montgó ardía.

Esto último es llamativo porque otro informe, el que en octubre facilitaron los técnicos de la administración autonómica, dejaba entrever justo lo contrario: que había sido el Ministerio el que no se decidía a enviar aviones.  Así pues, las contradicciones entre ambos dictámenes confirman el descontrol de las tareas de extinción, pero echan una cortina de humo a la hora de establecer qué administración incurrió en responsabilidades.

 

Los técnicos de Madrid, que redactaron ese informe a instancias de los diputados del PSOE Herick Campos y José Luís Ábalos, aportan una sustanciosa prueba para defender su comportamiento en el siniestro ante la versión de Valencia: la transcripción de las grabaciones que se mantuvieron durante aquella tarde del día 11 con el 112 autonómico.

Así, a las 17.43, la Central de Operaciones del MAGRAMA (que es el Ministerio de Medio Ambiente, Madrid) recibe la primera llamada procedente del 112 de la Generalitat en l’Eliana, que le informa de que va a solicitarle dos aviones anfibios Canadair y un helicóptero Kamov con base en Caravaca (Murcia) para el incendio. Pero ahí se produce el primer fallo del centro autonómico, porque no realiza esa petición oficialmente, por email, tal y como marca el protocolo. Por ese motivo, 16 minutos más tarde, a las 17.59, y con las llamas arrasando ya el cabo de Sant Antoni en dirección a Les Rotes de Dénia, el MAGRAMA ha de llamar al 112 para aclarar qué medios quiere. L’Eliana responde que lo que más le urge es el helicóptero Kamov. Los técnicos del Ministerio informan entonces de que hay disponibles dos aviones anfibios Fireboss de la base de Manises «que estarían en el incendio muy rápido». L’Eliana no contesta.

Siguen pasando los minutos, el fuego avanza pero los trámites en el 112 autonómico no avanzan. Sólo a las 18.08, 25 minutos después de la primera llamada, L’Eliana cursa petición oficial para que al menos se desplace el helicóptero de Caravaca.

el-día-después

¿Y los grandes aviones que podría enviar el ministerio? Media hora después de la primera llamada entre ambos centros operativos, ninguno se había movido aún. Como se ha dicho, l’Eliana había especulado con la necesidad de que se desplazaran al Montgó dos Anfibios Canadair pero a las 18.13 aún no había cursado petición oficial sobre los mismos. A esa hora, el MAGRAMA llama al 112 «para preguntar si realmente quieren esos anfibios de 5.500 litros ya que por distancia a incendio (se encuentran en las bases de Torrejón y Zaragoza) prácticamente no estarían en el mismo hasta las 20.00 horas y a las 20.15 es el ocaso en la zona, por lo que harían una descarga como mucho». De ahí que los técnicos del Ministerio insistan otra vez en optar por los Fireboss de Manises «que estarían en menos de 30 minutos actuando en el incendio». El 112 de l’Eliana responde que ya «llamarán para contestar a esta propuesta».

El tiempo sigue pasando. A las 18.22 «y al no haber recibido respuesta del centro 112 de l’Eliana, MAGRAMA vuelve a llamar insistiendo en que tomen la decisión de lo comunicado a las 18.13 para despachar los medios cuanto antes». A las 18.24 llama l’Eliana pidiendo los Anfibios Canadair y desoyendo por lo tanto la recomendación de Madrid de los aviones de Manises. El MAGRAMA da orden a las 18.25 de que salgan por fin los Anfibios Canadair de Torrejón y Zaragoza y a las 18.39 vuelve a repetir al 112 autonómico que «sólo les dará tiempo a hacer una descarga antes de pernoctar». Ante esta última advertencia, que se repetía por segunda vez, l’Eliana cambia de pronto de opinión. Y a las18.43 informa a Madrid de que «han valorado que para una sola descarga de los Anfibios Canadair no les merece la pena y solicitan que se envíen los dos aviones anfibios fireboss de la base de Manises, a los que se da orden de salida inmediata». L’Eliana había tardado pues una hora en decidir que los medios aéreos se desplazaran al Montgó. Mientras el fuego avanzaba ya incontrolable y se desalojaban a casi 2.000 vecinos en Dénia y Xàbia.

En el enconado debate abierto tras el incendio, muchas voces críticas han asegurado que hubo dos razones para que el incendio se descontrolara durante la tarde del día 11 y provocara, ya por la noche y con un cambio de viento, que amenazara el puerto de Xàbia: la primera, la de la falta de aviones, como se ha explicado aquí; la segunda, la tardanza en la llegada de la Unión Militar del Ejército (UME).

Según el informe de la Generalitat, se pidió la colaboración de los militares de la base de Bétera a las20.38 horas, pero estos no llegaron hasta las  23.48 horas, con lo que tardaron la friolera de tres horas en arribar al Montgó. Sin embargo, el Gobierno vuelve a diferir de esta versión y a insistir, de nuevo, en el que en l’Eliana anduvieron demasiado lentos: y que el auxilio de los soldados no se habría pedido hasta las 21.20, cuando el incendio ya llevaba en marcha más de cinco horas.

Amazon Wish ListLinkedInKindle ItGoogle+PinterestShare
Share this article on Facebook Facebook